Trabajadores Mexicanos del Campo

1006348_199375546902758_655254322_n

Por FW x379809

Durante varias décadas los trabajadores del campo han sido sujetos de abuso por parte de sus empleadores. Esto en las fronteras de Estados Unidos y México donde se pueden ver a familias enteras trabajando en los campos del Estado de Washington y otras más viajando miles de kilómetros a Baja California. Pero hace poco trabajadores, principalmente indígenas mexicanos, de Guerrero y Oaxaca comenzaron a levantarse ante la explotación de sus jefes. Durante la primavera familias de San Quintin, Baja California, se rebelaron en contra del monopolio en el mercado de la fresa Driscoll o Sakuma Brothers (que también se vende bajo la marca Driscoll en la granja de Washington) por los salarios y condiciones precarias; así como recolectores de bayas también de Washigton que se unieron a la causa, y se declararon en huelga.

Sin embargo la explotación laboral e infantil sigue, Sakuma Brothers admitió su culpa y acordó pagar a los trabajadores $850,000: dinero que a la fecha todavía no se ha entregado ni tampoco se han mejorado las condiciones de trabajo. Por lo contrario los trabajadores han recibido por parte de los productores a través de guardias de seguridad represalias, amenazándolos e intimidando en separarlos de sus familias o bien con su deportación.

Diversas organizaciones sociales en ciudades como Seattle, Washington, Sacramento, Oakland y Fresno, California, Detroit Michigan y Kansas City Missouri y el Distrito de Columbia, se han unido en apoyo a los trabajadores tales como el Sindicato de Trabajadores Agrícolas, Alianza de Organizaciones por la Justicia Social en México y Familias Unidas por la Justicia en el Estado de Washigton.

IWW Bellingham realizaron desde la primavera boicots y piquetes informativos para invitar a la ciudadanía a que no compren la marca de la explotación en algunos centros comerciales como Cost-Co, Walmart y Whole Foods.

Mientras tanto los trabajadores realizaron paros en sus lugares de trabajo durante el verano e incluso lograron organizar a más trabajadores de otras granjas. El boicot continuó creciendo con las manifestaciones celebradas en 10 grandes ciudades de Estados Unidos en el mes de agosto y octubre. Los sindicatos -Familias Unidas y Allianza -y su representantes se reunieron en la frontera entre Estados Unidos y México como una demostración de la solidaridad internacional.

La propuesta de Bellingham wobblies en el IWW de apoyar a los trabajadores del campo se aprobó en la Convención general. El Gran Sindicato, Familias Unidas por la Justicia en el Estado de Washigton y Allianza de Organizaciones por la Justicia Social en México comprometieron a apoyar a los trabajadores y promocionan la petición de no comprar bayas de las grandes compañías explotadoras y en su lugar apoyar a los productores de locales.

Escribir correos y llamar por teléfono en apoyo de Familias Unidas por la Justicia.

– Sakuma Bros. 17400 Cook Rd. Burlington, WA 98233 info@sakumabros.com 1-360-757-6611
– Driscoll’s Attn: Consumers Relations Dept. PO box 50045, Watsonville,CA 95077-5045
– Whole Foods Market, Inc., 550 Bowie St. Austin, TX 78703-4644 1-512-477-4455

justicia-para-todos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s