Haz éste un Buen Viernes Negro, y un Buen Fin…

Viernes Negro

Por: 503McBee

Traducido por: JP & KF

walmart-2

“Aunque la mayoría de ladrones tienden a racionalizan sus actos, la situación actual provoca que mucha gente sienta que el sistema entero no sirve, que los políticos son demasiado corruptos o ineptos para repararlo, y que no hay nada mal con robar a estas empresas grandes y tiendas fresones que – como ellos piensan – son ellos mismos hacienda como ladrones,” explica Bamfield. “Hay una percepción real entre nuevos ladrones de tiendas que si tu trabajas duro, ahorras dinero, y entras al juego, estas pidiendo a una persona que te robe y te estafe.”

Joshua Bamfield, director del Centro de Investigación Comercial (Center for Retail Research) Revista Time 11 Noviembre 2011walmart

Viernes Negro esta aquí. Mejor conocido como “la orgía consumidora más grande del año”. Los minoristas de América hacen su mejor esfuerzo por atraer las masas a través de sus puertas con artículos de lanzamiento y bosques de papeles de ofertas. Habrá jaloneos y empujones, peleas verbales y físicas, y mucho, pero mucho robo.

Nosotros los de la Izquierda, consumidores alienados de la sociedad capitalista, reiremos, giraremos nuestros ojos, nos ufanaremos, recontaremos las depravaciones que los medios regurgitan, y más o menos sentiremos superioridad y arrogancia. Yo sugería que esta respuesta nos lleva más lejos de lo que deseamos, y no más cerca. Ósea, estamos equivocados sobre Viernes Negro y lo que le representa.viernes-negro

Los ricos no hacen fila en la oscuridad y frio por horas. Ellos no se meten en peleas por televisiones de 42 pulgadas, o muñecas, tostadores. No les importan las ofertas. Ellos lo más probable compartan un desdén similar por las masas de todos los Viernes Negros; ellos están “arriba,” igual como nosotros. Lo que es Viernes Negro, es una forma exagerada de intercambio de comodidades que gobierna a nuestra sociedad.   Nosotros los de la Izquierda también nos involucramos en este intercambio sobre una base casi diaria, porque es el principio que informa y define todas las relaciones sociales capitalistas. Elegimos sentarnos un día afuera, y apuntar con el dedo a los que participan como tontos.buen-fin

¿Podríamos ver la situacion de una diferente manera? No deberíamos tomar una posición en contra de aquellos que están intentando ahorrar sus recursos mínimos por medio juego del papel del “consumidor” en Viernes Negro. Deberíamos animar a la gente a ahorrar más, más de lo que pueden, a un 100% de ahorro. A caminar fuera de las tiendas con regalos para sus seres queridos sin ningún cobro, y por cierto sin el 10% de interés. Deberíamos esforzarnos a transformar este gran día de consumidores a un carnaval ritualizado de redistribución. La pregunta que podríamos hacernos esta temporada decembrina es “¿Para qué gastar un cetavo?”best-buy-please

La respuesta puede ser intrigante, si nos molestamos buscarla. Como uno puede esperar de la Izquierda, estamos poco tarde de la fiesta. La Asociación Nacional Minorista avisan sus miembros que este “relámpago de multitud” son las nuevas amenazas este año. Ellos toman algunos esfuerzos para reconocer que algunos relámpagos de multitud pueden ser cómicos; aunque muchos otros tienen un siniestro propósito. Podríamos imaginar que sus preocupaciones no son con hipsters blancos bailando para AT&T en la estación del tren. Jóvenes organizados de la clase obrera hacen uso de comodidades en descuentos dramáticos es la preocupación central. Mientras estas acciones están infantilizadas, muchas veces, como adolecentes egoístas buscando un raite gratis, es una respuesta clara que corresponde a un papel social que se ha puesto sobre la juventud de América, especialmente los de un complejo diverso. Los trabajos son difíciles de encontrar, pero tenemos que comer de todas maneras. Muchas de estas comodidades descarriadas encontraran mismos en otras manos por un precio de mercado justo, y transformarlo en dinero para la comida y la renta. Yo por cierto espero que unos pocos se encuentren así mismos envueltos y escondidos de bajo del árbol navideño para sus seres queridos; hermanos, y padres.

Feliz Navidad.

arbol-navidena

¡Trabajadores de Burgerville, Únanse!

Obreras de comida rápida han formado el Sindicato de Trabajadores de Burgerville con el apoyo del IWW

Por: Portland IWW

Traducido por: J. PierceBVWU en marcha

 

Portland, OR, EUA – 26 abril 2016 – En un hecho histórico, trabajadores de Burgerville, una cadena de comida rápida basada en la área de Portland, anunciaron en una manifestación en el Clinton Street Theater, que estaban formando un sindicato, afiliado con la rama de Portland del sindicato Trabajadores Industriales del Mundo (IWW).  Marcharon desde el teatro al Burgerville ubicado en Sureste 26 y Clinton para presentar sus demandas:

  • Un aumento inmediato en el sueldo de $5
  • Seguro de salud accesible y de calidad
  • Trabajos seguros y saludables
  • Horarios justos, consistentes, y con avisos previos
  • Un trabajo sostenible que apoye y que incluye días de licencia de maternidad y paternidad
  • Servicio de guardería gratuito y contribución para gastos para transportesBurgerville 3

Una trabajadora típica de Burgerville gana solo $9.60 por hora, y normalmente está programada solo 26 horas por semana, justo bajo de las 30 horas por semana que son necesarios para ser elegible para recibir beneficios.  Esto es más o menos igual de $990 por mes sin impuestos.  Para dejarlo más claro, la renta promedio de un departamento en Portland es $1,275 por mes para un departamento de una recamara, y la mayoría de los dueños de departamentos requiere que los inquilinos prospectivos tienen ingreso tres veces mayor que de la renta.

“La mayoría de la gente no puede alcanzar para tener un departamento. En Portland, todo el mundo sabe que el costo de vida es insano.  Básicamente necesitaba un trabajo adicional para poder tener mi propio espacio.  No podría alcanzarlo con lo que Burgerville me paga,” dijo Greg, trabajador de Burgerville y miembro del sindicato.

Otras obreras citaron problemas con la actitud indiferente de la gerencia a sus empleados. “Necesito poder tomar un día de enfermedad sin miedo de represalias,” dijo Robert, un trabajador de Burgerville en el local de Powell.

Las y los trabajadores formando el Sindicato de Trabajadores de Burgerville representan una sección transversal de la comunidad – jóvenes y estudiantes, madres, padres, y abuelos.  Ponen pasión en su trabajo, y quieren mejorar sus trabajos para ellos mismos, para sus compañeros, y para la comunidad.Sindicato de Trabajadores de Burgerville - Portland IWW

“Estamos intentando mejorar a Burgerville. Nada mas quiero poder realizar mi trabajo y recibir un salario digno.  Esto va a mejorar a Burgerville, por tener empleados felices que chambean y están orgullosos de sus trabajos,” dijo Debbie, miembro del Sindicato de Trabajadores de Burgerville.

El Sindicato de Trabajadores de Burgerville está apoyado por el IWW de Portland y endosado por una coalición de sindicatos locales y grupos comunitarios, incluyendo ILWU Local 5 (vendedores de libros), IATSE Local 28 (tramoyistas), SEIU Local 49 (limpiadores), PAT (maestros), OPAL Justicia Ambiental de Oregon, Red de Solidaridad de Portland (PDXSol), Trabajos con Justicia de Portland, Colectivo de Garza Azul (Reed College), Comité de Solidaridad de América Central de Portland, Gerencia Colectiva de Abarrotes Cooperativas de Alberta, Colectivo Hella 503, Colectiva Abolicionista de Marilyn Buck y Cooperativa de Comestibles “People’s”.

Para apoyar, échale un vistazo de la página del Sindicato de Trabajadores de Burgerville:

 

BWU logo

Un Discurso Wobbly de Occupy Portland

Por: Tabatha

Hola. Me llamo Tabatha. Soy una madre, estudiante y trabajadora. Estoy acá como afiliada de los Trabajadores Industriales del Mundo. Nos llamamos Wobblies. Últimamente pienso mucho en la riqueza, como todos ustedes también seguramente. Pienso en de dónde viene la riqueza en los Estados Unidos, y cómo se ha acumulado. La acumulación comenzó con el robo de la tierra de los pueblos indígenas. Se robó y se sigue robando la tierra sagrada con el fin de acumular más riqueza. Así es el origen de la riqueza en los Estados Unidos en su forma de propiedad verdadera. Por cada tratado que se rompe, la riqueza crece. La riqueza es la acumulación de tierras robadas.

A partir de ahí, la tierra se pobló con esclavos – la gente raptada de sus familias y sus tierras. Por cada niño que robaron de su madre, la riqueza creció. Inmigrantes de todo el mundo llegaron y siguen llegando a este país, expulsados ​​de sus países por la pobreza la cual está vinculada directamente con los ricos de acá. Estos inmigrantes trabajaban y siguen trabajando en las peores condiciones de este país. Cuando se organizan, y lo hacen, se llama a Inmigración y Control de Aduanas (U.S. Immigration and Customs Enforcement o ICE) que desgarra a comunidades enteras de inmigrantes. Por cada inmigrante que sufre terribles condiciones de trabajo, con el miedo de la encarcelación o la deportación si se organiza, la riqueza crece. La riqueza es la acumulación de personas robadas.

Los trabajadores de este país viven sin seguridad de salud y atención médica. Se nos dice que tenemos la suerte de tener un trabajo. Qué suerte, mientras nuestras familias literalmente mueren por falta de medicina necesaria. Por cada muerte causada por negligencia en nuestro país, la riqueza crece. A medida que se toman nuestros hogares, y se les da a los bancos, la riqueza en este país crece. La riqueza es la acumulación de la desesperación.

La riqueza entonces no es sólo la acumulación de dinero. Es la acumulación del sufrimiento humano debido al capitalismo.

No deseo que la riqueza se distribuya de manera más justa. No deseo que el 1 por ciento del mundo sea 5 o 10 o incluso 20 por ciento. Anhelo de todo corazón que se detuviera la riqueza. Anhelo un mundo donde nos cuidamos a todos y a nuestro planeta. Veo lo que tenemos ahora y el dolor me consume. Pero hay esperanzas.

Hay un lema en el IWW que se originó cuando uno de nuestros organizadores fue asesinado por el estado: “No te llores, organízate”.

Los ricos en este país tienen mucho poder. Tienen recursos y están defendidos por el ejército y la policía. Todos pagamos los sueldos la policía con nuestros impuestos. Se les paga por protegernos. Pero nos oprimen y protegen solo la riqueza que destruye nuestras vidas, nuestra tierra. A veces, la totalidad de su poder es insoportable. Pero sabemos cómo superarlo. Conocemos el camino de salida. Lo utilizábamos en el pasado, como trabajadores. Nos organizamos y fuimos a la huelga. Y cuando hicimos esas huelgas, sacamos a los niños de las fábricas; luchamos por y ganamos los descansos y los fines de semana. Luchamos por todo eso, y lo tomamos, porque era nuestro derecho. Y cómo lo hicimos fue unirnos y negarnos a trabajar para ellos. Nos negamos a darles nuestra mano de obra para su beneficio. Una huelga general, donde cada trabajador en todas partes se niega a trabajar es la visión de los Wobblies. Sabemos que si dejamos de llenar los bolsillos de nuestros opresores, se debilitarán. Ellos nos necesitan. Ya sabemos hacer todo lo que necesitamos; son ellos que no saben hacer nada.

La gente de Oakland lo saben. Piden que todos los trabajadores se nieguen a trabajar hoy. Y estamos acá para apoyarles. Sabemos que cuando todos los trabajadores se niegan a trabajar, en solidaridad con los demás, podemos cambiar el mundo. Sabemos esto, porque ya lo hicimos.

La clave para nuestra liberación esta en las manos de cada uno: hay que unirnos y liberarnos.

~

Traducido por FW X379108
– Apareció en “
The Industrial Worker“, diciembre 2011

logo del IWW

Lecciones persistentes de la lucha de clases

Por M. Jones y MK

“Para construir la nueva sociedad, se necesita a gente nueva, y la gente sólo puede transformarse en la actividad.” – Martin Glaberman, Trabajo y conciencia de clase obrera.UPS_Sprinter_van

El 20 de marzo, 2004. En el transcurso de un año se había desarrollado un compañerismo fuerte entre todo un grupo de cargadores de UPS (United Parcel Service). Ellos tenían poder en el trabajo, y lo utilizaban abiertamente al negarse a trabajar a la velocidad exigida por los jefes. La empresa contrató a un nuevo trabajador y la gestión intentó todo lo posible para aislarlo del grupo activista. Cuando este trabajador desafió a la gestión y se alineó con el resto de los trabajadores, trabajando a su ritmo, llamando a la gestión “camisas azules” y pasando sus descansos con otros obreros militantes, la gestión puso aún más presión sobre él, obligándole a cambiar su rutina y trabajar más rápido o perdería su trabajo. Sus compañeros de trabajo respondieron una mañana después de un descanso cuando se negaron a volver a trabajar hasta que un cierto “camisa azul”, el principal responsable de la presión ejercida sobre el nuevo trabajador, fuera sacado de la línea. Fue un enfrentamiento y la tensión se subió porque ninguno de ellos jamás había estado involucrado en algo así. Ganaron su demanda, los patrones sacaron el gerente de la línea, y amenazaron a los trabajadores con despidos si ellos intentaban algo así otra vez. En el próximo año todos comenzaron a dejar el trabajo, a cambiar trabajos, a pasar a otros turnos en UPS o a otros departamentos.

Aproximadamente un año y medio después de la acción, dos amigos del trabajo de UPS se visitan por primera vez hace rato. Charlando con una cerveza en mano, uno de los dos ya había dejado de trabajar en UPS, pero el otro seguía allá. El segundo contó cómo él mencionaba la historia cada vez que veía a su antiguo gerente despreciado, cómo la cara de esa “camisa azul” se volvía rojo y se iba muy enojado. Nostálgicos del viejo equipo y su acción audaz en el trabajo, el trabajador que se había ido de UPS llamó a otro ex-compañero de trabajo. Él también expresó su orgullo por el desafío al jefe y agregó que esperaba con ansiedad la próxima vez que podía demostrar a los gerentes quien estaba realmente a cargo. Aunque los que ganaron ya se había ido hace mucho, la memoria y la experiencia todavía persistían en los trabajadores que guardaban el deseo de actuar próxima vez que tenían la fuerza.

El 17 de mayo, 2006. Los Mensajeros de Arrow Messenger Service en Chicago se reúnen para una fiesta especial de aniversario en la casa de un compañero de trabajo. Hace exactamente un año, en la tarde de un jueves muy atareado, todos habían apagado sus radios mensajeros usadas para comunicarse con su despachador. Después de haber pasado por tres sesiones de negociación infructuosas con la empresa, ésta era su forma de mostrar Arrow Messenger Service que si los patrones no cedían a los términos de los trabajadores, la empresa no podría operar. Después de una batalla durante el mes siguiente, la empresa accedió a las demandas de los trabajadores.

Mientras se reúnen en la fiesta, dan pequeños discursos borrachos y rememoran la lucha interminable del año pasado, sólo tres o cuatro de ellos – de los veinte – siguen trabajando en la empresa. Varios fueron despedidos durante la campaña, otros renunciaron por frustración, y otros simplemente decidieron cambiar de trabajo. No queda casi ningún nivel de organización en la empresa y actualmente casi no se lucha contra los patrones. En otro año el sindicato se habrá perdido completamente en Arrow y qué será de los logros alcanzados en el invierno 2005 es una incógnita.

Cycle-couriers-flash-mobPero una cosa está clara: ninguno de esos trabajadores hubiera cambiado nada. Para algunos fue su mejor experiencia en el trabajo. Hay consenso en que todo el asunto era una experiencia transformadora. Trabajo de mierda ya no es algo que sólo se debe soportar. Puede ser resistida colectivamente.

A primera vista uno puede mirar estas escaramuzas en el trabajo y ver la derrota. Las conquistas se erosionaron, y no se construyó ninguna organización persistente. Pero a través de la lucha producimos más que mejores o peores condiciones de trabajo, más que quejas resueltas o no resueltas, más que un sindicato o ningún sindicato. Producimos nuevos tipos de personas. Una parte importante de organizarnos es el cambio en nuestra conciencia. Es por esto que nuestras tácticas son tan importantes. Este tipo de cambio de perspectiva no sucede a través de una campaña electoral de la JNRT (Junta Nacional de Relaciones del Trabajo De Los Estados Unidos). La acción directa, donde los propios trabajadores hacen el cambio, da la sensación de poder a nosotros los trabajadores. La mayoría de los miembros de nuestra clase no conocen la sensación de poder, pero una vez que se arma es mucho más difícil empujarlo bajo la superficie.

Cuando nosotros los trabajadores actuamos como grupo hacemos una declaración a cada compañero de trabajo en cuestión. Esta declaración es clara, estoy dispuesto a respaldarte aquí si estás aquí para respaldarme a mí también. Quizás ganemos esta pelea, o quizás perdamos, pero esa afirmación siempre se queda con nosotros. Resuena con nosotros mientras avanzamos por nuestras vidas. Cuando nos organizamos y cuando tomamos una acción que efectivamente desafía a nuestro jefe, tenemos el poder para exigir los cambios que queremos. Esta es la clave para entender por qué este tipo de acción cambia nuestras vidas. En la historia de UPS, los trabajadores se pusieron de pie y se arriesgaron por otro trabajador. En la historia de Arrow, los trabajadores tomaron medidas para fortalecer su posición y dejar en claro un punto: estamos unidos y sin NOSOTROS los patrones no tienen una empresa. Cuando nos arriesgamos uno por el otro, nadie se olvida de lo que es posible después.

El concepto de producir organizadores en una empresa que después se dispersen a otras empresas se ha convertido en un lema para algunos organizadores del IWW en los esfuerzos de organizar toda una industria, y el concepto es bueno, pero hay algo más que eso. No todo el mundo va a convertirse en uno de los organizadores, pero todo el mundo va a tener que evaluar la lucha por la cual pasaron y sacar conclusiones para sus propias vidas. Cuando el polvo se asiente de nuestra acción, como lo hace inevitablemente, nos quedamos a considerar lo que sucedió. Hemos visto el poder que tenemos como trabajadores, un poder desconocido antes. Puede que no se nos ocurra inmediatamente pero con cualquier cambio importante en nuestras vidas hay una resonancia – un ruido blanco que no desaparece. Podría ser un mes más tarde y que podríamos estar en el mismo puesto de trabajo, o un año más tarde y podríamos haber cambiado de trabajo dos veces ya, pero vamos a recordar. Y cuando tenemos la oportunidad, nos alineamos con, o tal vez incluso guiamos, un esfuerzo para organizar y luchar contra el patrón. Esta vez lo hacemos con menos vacilación que antes, tal vez con más visión de futuro y con más vigor, porque ahora sabemos exactamente lo que significa.

Lo esencial es esto: nuestra organización debe tener como subproducto un nuevo aumento en la disposición de los trabajadores para resistir – un aumento en nuestra propensión a actuar con nuestros impulsos para resistir a los jefes – incluso si la resistencia es individual. Este es el resultado revolucionario. Esto sentará las bases para la organización futura, en esta industria e otros. “Organizar al trabajador no el trabajo” como decimos en este sindicato, es crear gradualmente nuevos tipos de personas, las personas que tienen más probabilidades de dejar de rodar y jamás tomar la mierda el patrón les tira.

Las inundaciones de Missoula eran enormes eventos que cambiaron el paisaje durante la última edad de hielo, algunos de los cuales descargaron 2,6 millones de galones de agua cada segundo, pero sólo fueron posibles por las pequeñas rupturas rápidas de la presa de hielo en el río Clark Ford. Rupturas pequeñas provocaron rupturas más grandes que juntas lentamente debilitaron la presa. En el IWW, nuestros comités de trabajo, nuestras campañas, y nuestras luchas con el patrón han roto la producción, sólo para ver a las empresas volver a los mismos negocios. Pero las verdaderas rupturas son los individuos modificados que salen después de estas peleas. Algún día nuestros años de luchas se convertirán estas rupturas en un torrente revolucionario que cambiará para siempre el panorama de la economía mundial.

~

logo del IWW