Un Discurso Wobbly de Occupy Portland

Por: Tabatha

Hola. Me llamo Tabatha. Soy una madre, estudiante y trabajadora. Estoy acá como afiliada de los Trabajadores Industriales del Mundo. Nos llamamos Wobblies. Últimamente pienso mucho en la riqueza, como todos ustedes también seguramente. Pienso en de dónde viene la riqueza en los Estados Unidos, y cómo se ha acumulado. La acumulación comenzó con el robo de la tierra de los pueblos indígenas. Se robó y se sigue robando la tierra sagrada con el fin de acumular más riqueza. Así es el origen de la riqueza en los Estados Unidos en su forma de propiedad verdadera. Por cada tratado que se rompe, la riqueza crece. La riqueza es la acumulación de tierras robadas.

A partir de ahí, la tierra se pobló con esclavos – la gente raptada de sus familias y sus tierras. Por cada niño que robaron de su madre, la riqueza creció. Inmigrantes de todo el mundo llegaron y siguen llegando a este país, expulsados ​​de sus países por la pobreza la cual está vinculada directamente con los ricos de acá. Estos inmigrantes trabajaban y siguen trabajando en las peores condiciones de este país. Cuando se organizan, y lo hacen, se llama a Inmigración y Control de Aduanas (U.S. Immigration and Customs Enforcement o ICE) que desgarra a comunidades enteras de inmigrantes. Por cada inmigrante que sufre terribles condiciones de trabajo, con el miedo de la encarcelación o la deportación si se organiza, la riqueza crece. La riqueza es la acumulación de personas robadas.

Los trabajadores de este país viven sin seguridad de salud y atención médica. Se nos dice que tenemos la suerte de tener un trabajo. Qué suerte, mientras nuestras familias literalmente mueren por falta de medicina necesaria. Por cada muerte causada por negligencia en nuestro país, la riqueza crece. A medida que se toman nuestros hogares, y se les da a los bancos, la riqueza en este país crece. La riqueza es la acumulación de la desesperación.

La riqueza entonces no es sólo la acumulación de dinero. Es la acumulación del sufrimiento humano debido al capitalismo.

No deseo que la riqueza se distribuya de manera más justa. No deseo que el 1 por ciento del mundo sea 5 o 10 o incluso 20 por ciento. Anhelo de todo corazón que se detuviera la riqueza. Anhelo un mundo donde nos cuidamos a todos y a nuestro planeta. Veo lo que tenemos ahora y el dolor me consume. Pero hay esperanzas.

Hay un lema en el IWW que se originó cuando uno de nuestros organizadores fue asesinado por el estado: “No te llores, organízate”.

Los ricos en este país tienen mucho poder. Tienen recursos y están defendidos por el ejército y la policía. Todos pagamos los sueldos la policía con nuestros impuestos. Se les paga por protegernos. Pero nos oprimen y protegen solo la riqueza que destruye nuestras vidas, nuestra tierra. A veces, la totalidad de su poder es insoportable. Pero sabemos cómo superarlo. Conocemos el camino de salida. Lo utilizábamos en el pasado, como trabajadores. Nos organizamos y fuimos a la huelga. Y cuando hicimos esas huelgas, sacamos a los niños de las fábricas; luchamos por y ganamos los descansos y los fines de semana. Luchamos por todo eso, y lo tomamos, porque era nuestro derecho. Y cómo lo hicimos fue unirnos y negarnos a trabajar para ellos. Nos negamos a darles nuestra mano de obra para su beneficio. Una huelga general, donde cada trabajador en todas partes se niega a trabajar es la visión de los Wobblies. Sabemos que si dejamos de llenar los bolsillos de nuestros opresores, se debilitarán. Ellos nos necesitan. Ya sabemos hacer todo lo que necesitamos; son ellos que no saben hacer nada.

La gente de Oakland lo saben. Piden que todos los trabajadores se nieguen a trabajar hoy. Y estamos acá para apoyarles. Sabemos que cuando todos los trabajadores se niegan a trabajar, en solidaridad con los demás, podemos cambiar el mundo. Sabemos esto, porque ya lo hicimos.

La clave para nuestra liberación esta en las manos de cada uno: hay que unirnos y liberarnos.

~

Traducido por FW X379108
– Apareció en “
The Industrial Worker“, diciembre 2011

logo del IWW

Anuncios

¡Bienvenidos a Solidaridad 2016!

solidaridad_background

¡Bienvenidos a Solidaridad 2016!

Hola y bienvenidos al nuevo año de Solidaridad, la revista en lengua española de los Trabajadores Industriales del Mundo (I.W.W.). Ya después del primer año del relanzamiento de nuestra revista hemos publicado más que 70 artículos, porciones de libros, historias de trabajo y resistencia, canciones y más. Esperamos superarlo este año y presentar consejos útiles para organizarse en el trabajo, noticias del movimiento obrero y contar luchas de la clase trabajadora.

¡Contribuir a Solidaridad!

Agradecemos a todos los lectores que visitaron nuestra pagina este año. Nuestras publicaciones recibieron más que 6,500 vistas y este año esperamos que los que antes leían Solidaridad comiencen a contribuir también. Si el año pasado tradujiste un artículo, te interesaría escribir sobre tus condiciones laborales este año? Si solo leíste la pagina ponte en contacto con nosotros! Si estás afiliado/a a otra organización, puedes comunicarte con nosotros para compartir publicaciones y noticias. Siempre estamos abiertos a cualquier forma de participación y esperamos sus mensajes! Fotos, vídeos, artículos, comentarios – todos serán bienvenidos. Nuestra visión es crear una publicación útil y interesante que sirve a la clase trabajadora en todos lados para organizarse y ganar mejoras económicas.

Gracias a todos por su apoyo!

Salud y solidaridad,

El Comité de Solidaridad

Graeme M., J. Pierce., MK, Fernando G., Matt Z.

 

logo del IWW

La Historia Escondida del IWW Mexicano

Escrito por: J. Pierce

Traducido por: Pañuelos Rojos

Enrique Flores Magon en Ciudad Juarez, Chihuahua - 1923
Enrique Flores Magon con afiliados del IWW y familia en Ciudad Juarez, Chihuahua – 1923

Para los norteamericanos, la historia conocida del IWW en México es bastante breve. Los dos eventos más repetidos que llevan la bandera del IWW son: primero, los Insurrectos y PLMistas que invadieron Baja California y proclamaron la Comuna de Tijuana en 1911, incluyendo entre ellos a Joe Hill; y segundo la “Huelga General de Tampico”; de la cual la mayoría de nosotros sabemos muy poco. Es posible que en México, donde los eventos pasaron, la historia del IWW es más desconocido.

Sin embargo, fue hasta que leí el libro de Norman Caulfield, Trabajadores de México y el Estado: Desde el Porfiriato al TLCAN, que me di cuenta de que este esbozo general del IWW Mexicano era una visión totalmente inadecuada. Trabajadores de México es un tesoro de la investigación sobre la extensa organización y lucha del IWW en todo México y las zonas fronterizas de la década de 1900 hasta la década de 1920.

Es cierto que el IWW en México y el suroeste de Estados Unidos estaba íntimamente ligado con nuestros aliados, el PLM y la Casa del Obrero Mundial (COM) , así como con la Confederación General del Trabajo (CGT) y a veces los comunistas. Sin embargo, no hay que confundir estas organizaciones; Los Trabajadores Industriales del Mundo tiene su propia riqueza histórica en México. En particular, me gustaría destacar los nombres de “los Wobblies” Mexicanos para que podamos investigar sobre ellos e inducirlos a nuestro salón de la fama del IWW, por así decirlo.

La Prensa del IWW Mexicano

Existía un IWW verdadero en México y un flujo constante de mexicanos del IWW hacia y desde los Estados Unidos. Estos trabajadores crearon periódicos sin miedo, tales como: La Unión Industrial, producido en Phoenix desde 1909; Huelga General de Los Ángeles en 1913/14 ; Solidaridad y Nueva Solidaridad, de Chicago; y El Obrero Industrial, producido en la Ciudad de México alrededor de 1919. Estas publicaciones se abrieron camino en todo México. La investigación de Caulfield encuentra menciones de estos periódicos del IWW en denuncias de agentes gubernamentales y directivos empresariales a sus superiores en los Estados Unidos. Estos periódicos del IWW se presentaron en los distritos rebeldes en Guanajuato, Hidalgo, Coahuila , Chihuahua y Sonora.

Tamaulipas

Los trabajadores del petróleo y el transporte marítimo en Tampico estuvieron constantemente comprometidos en luchas bajo la bandera del IWW en toda la década de 1910 y en los principios de 1920. Muy probablemente, la idea del IWW fue llevada a la zona de Tampico por los marineros del Sindicato Industrial de los Trabajadores de Transporte Marítimo, Nº 510 (MTWIU – IWW). Pero también hay una historia que dice que cuando un grupo de marineros del IWW llegó a Tampico para fundar una rama, encontraron una rama desconocida del IWW, ya trabajando y organizando! Compañeros Pedro Coria (de Arizona), Ramón Parreño, Francisco Gamallo, Rafael Zamudio, Víctor Martínez y José Zapata son los nombres que surgieron en las constantes huelgas y la agitación en Tampico.

En abril de 1916, estallaron protestas masivas para mejorar las condiciones de trabajo y de vida dirigidas por los miembros del IWW y la COM. Estas manifestaciones se transformaron en una huelga que paralizó la mayor parte de las compañías petroleras y los servicios públicos en la zona. Un año después, en abril de 1917, otra huelga liderada por el IWW se desató en contra de El Águila, una compañía petrolera. En los meses siguientes, la huelga de El Águila se extendió a por lo menos otras seis empresas petroleras, así como a estibadores y marineros, dando lugar a una huelga general de 15 000 trabajadores y la detención de toda la producción de petróleo. La huelga fue violentamente reprimida, pero otra gran huelga en noviembre de 1917 se puso en marcha después de que los trabajadores se reagruparon. En julio de 1920, el IWW junto con la COM fomentó una nueva huelga general de 10 mil trabajadores petroleros.

Coahuila, Nuevo León y Sonora

Compañero Ramón Cornejo organizó a los trabajadores textiles en Villa de Santiago, cerca de Monterrey, Nuevo León. Andrés de León fue uno de los líderes del IWW activo en Torreón, Coahuila, donde se informó del IWW de haber tenido cinco ramas de los trabajadores del metal en 1912. Un nombre que surgió de las huelgas en Cananea, Sonora, fue el organizador del IWW Antonio C. Ramírez, quien ayudó a dirigir la huelga de tres semanas de octubre 1920 en contra de la Cananea Consolidated Copper Company.

Ciudad de México

Con su sede establecida en la Ciudad de México en 1919, José Refugio Rodríguez y Wenceslao Espinoza fueron dos de los IWW de la Ciudad de México que publicaron El Obrero Industrial y trataron de establecer una presencia nacional del IWW. Otros nombres asociados con el IWW en México, quizás en la Ciudad de México, incluyen a Walter Fortmeyer y A. Sortmary – quienes fueron deportados cuando el gobierno mexicano trató de reprimir a los agitadores extranjeros – y a Benito Pavón, Edmundo Ibarra y Pablo Ollo.

Chihuahua

Cinco mil trabajadores de la fundición se pusieron en huelga en Santa Eulalia en Chihuahua en 1924. Tres de los líderes de la huelga del IWW eran Francisco Morales, Enrique Castillo y Francisco Núñez. En Los Lamentos, Marcos Martínez, Jesús González, Basilio Pedroza y Pascual Díaz, quien fue el secretario de la rama del Sindicato Industrial de los Trabajadores de Minería Metal, Nº 210 (MMWIU – IWW), fueron designados para ser líderes durante las olas de ataque allí. Durante las huelgas en Santa Bárbara, Chihuahua, Compañeros Eduardo Modesto Flores, Alfredo Lugo y Albert Fodor eran todos organizadores activos.

Muchos de los mineros radicales en Chihuahua eran los que habían trabajado en los empleos mejor remunerados en Arizona y que habían unido allí al IWW. Los jefes de las mineras se quejaron de que “los mexicanos de Arizona” estaban “infestando” los distritos mineros de Chihuahua con la difusión de sus ideas radicales de los salarios más altos, la expropiación de empresas extranjeras, y la autogestión de los trabajadores.

Arizona

En Estados Unidos, como la Federación del Oeste de Mineros (Western Federation of Miners) se desvió hacia la derecha política (como lo hizo su sucesora, el Sindicato Internacional de los Trabajadores de Mina, Molino y Fundición – International Union of Mine, Mill, & Smelter Workers) los mineros México-americanos en las minas de cobre de Arizona dejaban estos sindicatos y se afiliaban al Sindicato de Mineros Metales del IWW, que en ese momento convocaban en el local Nº 800. Para 1917, el IWW afirmó una membrecía de 5 000 mineros mexicanos y americanos. Mineros México-americanos ayudaron establecer a las ramas del IWW en Bisbee, Jerome y Ajo. Los mexicanos fueron el núcleo dirigente de los mineros del IWW en Globe-Miami, los cuales clamaban 700 afiliados  incluyendo italianos, finlandeses, polacos y anglos, mismos que se recolectaban en el “Wobbly Hill” durante las huelgas y manifestaciones.

En Phoenix el Local Nº 272 produjo líderes como Guillermo Velarde, Javier Buitimea, Jacinto Barrera y secretario de la rama Rosendo A. Dórame. En los pueblos mineros, los Wobblies Julio Blanco y José Rodríguez estuvieron activos en Globe-Miami, y Abelardo Ordoñez estuvo activo en Morenci.  Compañero Fernando Palomares, indio Mayo y Magonista, participó tanto en la huelga de fundición en El Paso, como en la huelga del cobre de Bisbee de 1917 que condujo a la infame Deportación.

California

Los Ángeles Local Nº 602 tiene una gran historia del IWW mexicano, lo suficientemente rica como para justificar otros artículos. Esta rama era una colmena enjambre de actividad revolucionaria que rodeaba México y las zonas fronterizas. Fue en Los Ángeles donde PLMistas y los IWW prepararon la invasión de Baja California e imprimieron una gran cantidad de material de agitación que ayudó a impulsar la Revolución Mexicana.

Además de la Huelga General, los trabajadores confiaron en el periódico no oficial del Compañero Aurelio Azuara, El Rebelde, para traerles la cobertura de noticias sobre el IWW. Otros organizadores del IWW asociados con la rama de Los Ángeles incluyen a Primo Tapia de la Cruz, Julio Castillo, Tomás Martínez, B. Negreira, Feliz Cedeño, Manuel Rey y Liunitas Gutiérrez.

Nunca Olvidamos

El objetivo de este artículo es destacar los nombres individuales de los Wobblies que organizaron y lucharon en ambos lados de la frontera, así como para ayudar a traer esta historia a nuestro recuerdo contemporáneo. Otros artículos e investigaciones nos ayudarán a incorporar estos Wobblies y su rica historia en nuestro trabajo. Para empezar, recordemos a un Wobbly que perdimos demasiado pronto: Compañero Marcos Martínez, un organizador del IWW, asesinado por la policía cuando dispararon en una reunión al aire libre de los mineros huelguistas de cobre el 30 de junio de 1924 en Los Lamentos , Chihuahua, México.

Unete con nosotros

La huelga como herramienta de lucha

Folleto publicado por: La Sociedad de Resistencia Oficios Varios Capital, adherida a La Federación Obrera Regional Argentina (F.O.R.A.)FORA bandera

La huelga es la interrupción colectiva de la actividad productora por parte de los trabajadores y es la herramienta que tenemos para ejercerle presión a los patrones con el fin de exigir nuestras demandas y de conquistar nuestras reivindicaciones. Sin embargo, los medios de comunicación masivos influencian a la gran mayoría de la población para que se identifiquen con los intereses patronales y no con los intereses económicos de los trabajadores, logrando así que la huelga sea reprobada y deslegitimizada públicamente.

Y por si esto no fuera poco, el modelo sindical que tenemos en Argentina no colabora bajo ningún concepto para que los trabajadores participemos y seamos protagonistas de las huelgas que se realizan, sino que siguen alimentando el discurso burgués de los políticos y empresarios para que la sociedad rechace estos métodos de acción.

 

El significado de la huelga en la sociedad actual

Para conseguir que la huelga sea mal vista y se distorsione su concepto, los medios de comunicación utilizan distintas estrategias. Por un lado, ya no la llaman “huelga”, sino ”paro” dándole una connotación menos confrontadora y enfocada simplemente en “no concurrir al trabajo”, evitando cualquier intento de que la medida de fuerza sea un punto de encuentro, debate y decisión de los trabajadores que ejercen dicha acción. Por otro lado, construyen una legitimación social del trabajador que boicotea la huelga (que desde siempre hemos llamado “carnero”), que quiere ejercer su derecho a trabajar a costa de la lucha colectiva, y que obviamente disfrutará de las conquistas obtenidas sin haber arriesgado nada.

Exponiendo las dificultades que tuvo para cumplir con su horario laboral, los medios masivos lo muestran como el ciudadano ejemplar que todos debemos ser. De esta manera se fomenta la traición, el individualismo y el beneficio propio, eternos ideales de las clases poderosas, y contrarios a los ideales de solidaridad y emancipación social que nosotros buscamos construir entre los explotados. Y por último construyen la imagen del trabajador que realiza una huelga como alguien que no tiene ganas de trabajar sin ningún tipo de fundamento, cuando en realidad, razones nos sobran para detener cualquier actividad del sistema productivo y mercantil. Toda esta maquinaria de los medios de comunicación influyen directamente en el trabajador para que no solo no luche por sus intereses e incluso se posicione en contra de ello, sino también para que no tenga noción del potencial que puede llegar a conseguir si se organiza con sus compañeros de trabajo. La propaganda masiva en contra de los huelguistas y de toda medida de acción directa de los trabajadores, favorece también a que éstos dejen su voluntad y decisión en dirigentes sindicales que ostentan la representación gremial, negociando en nombre de todos y apropiándose de las herramientas de los trabajadores, dándole una legitimidad social al modelo sindical imperante.

 

El uso Político de la huelgaFORA sala

Los trabajadores padecemos un modelo sindical autoritario y vertical donde la decisión de convocar a huelga es propiedad de las distintas dirigencias sindicales. Esta decisión la llevan a cabo cuando lo creen conveniente de acuerdo a sus intereses y cuyos reclamos siempre son insuficientes para encauzar nuestras verdaderas necesidades. Los sindicatos a veces pueden consultar o pueden aceptar cierta participación limitada de los trabajadores, sobretodo cuando hay mucha presión desde los lugares de trabajo, pero nunca es decisiva, ya que por la estructura vertical y el principio de representación, la dirigencia tiene la última palabra. A los trabajadores nos organizaron de tal manera que los sindicatos funcionan sin nuestra participación, debemos acatar cualquier medida o decisión que tomen los que nos representan por ley. Esta representación está hecha a imagen y semejanza del sistema político demócrata, siendo el sindicato con más afiliados el que representa a todos los trabajadores, estén afiliados o no a ese sindicato mayoritario; y la organización interna del sindicato, en la gran mayoría de los casos, escapa a la decisión de los trabajadores, incluso de los que están afiliados.

Como consecuencia de esto, en lugar de entenderse por el concepto que describimos al principio, la huelga pasa a ser una facultad especial otorgada por el Estado a un sindicato en particular. Esta forma de organización vertical naturaliza que sean los dirigentes sindicales los que tienen la decisión exclusiva de convocar a huelga y de negociar todo lo referido a aumentos de sueldo y condiciones laborales, logrando que esta herramienta deje de ser utilizada por los trabajadores y pase a ser potestad de los sindicalistas profesionales. Sin ir más lejos, naturalizada esta situación, la huelga es utilizada como amenaza y como medida de presión de los sindicalistas para obtener beneficios políticos, ya sean personales o para alguna oposición partidaria, ya que no necesitan tener aprobación de los trabajadores que representan. A raíz de todo esto, ambas partes dirigenciales obtienen un beneficio mutuo, ya que no sirve solo para que los sindicalistas reafirmen su poder, sino también para que los empresarios puedan mantener la estructura actual de explotación. Prefieren conformarnos con aumentos de sueldo migaja o con algún cambio en el convenio colectivo, antes que arriesgarse a que los trabajadores descreamos de los dirigentes sindicales y nos agrupemos por voluntad propia construyendo Organizaciones horizontales que no puedan controlar.

 

El Estado y la huelgaFORA petroleros

En todo esto el Estado cumple con dos funciones muy especificas. Por un lado es un aparato de conciliación de clases para reproducir el sistema de desigualdad imperante, y por otro lado hace las veces de patrón de una empresa. En tanto conciliador o árbitro se arroga la potestad de ser mediador y juez de las negociaciones laborales aparentando ser neutral cuando en realidad sólo beneficia a los poderes establecidos. Es el creador, defensor, garante, productor y reproductor de este modelo sindical para asegurarse el control sobre los trabajadores, impidiendo la negociación directa de éstos con los patrones, y consiguiendo que las relaciones de capital­/trabajo no escapen de su órbita y de sus parámetros. En tanto patrón, el Estado es un aparato burocrático con empleados que funciona como una empresa normal, donde la variable de ajuste son los sueldos y las condiciones laborales. En este sentido el Estado contrata y despide personal precarizado y en negro, como cualquier empresa y hasta otorga la posibilidad legal de la representación sindical, lo que resulta curioso ya que nunca se auto­designa como patrón y a los trabajadores no se los llama públicamente empleados del Estado, sino administrativos públicos. Esto es importante remarcarlo dado que se lo muestra como un ente neutral que busca el beneficio común, cuando en realidad, por sus intereses económicos provenientes de su condición empresarial, es imposible que sea neutral, sino un enemigo más de los trabajadores.

 

Nuestra ideas y accionesFORA primero de mayo

Nuestra organización está adherida a la F.O.R.A., que en su primer congreso en 1901 declaró: “La Federación Obrera Argentina reconociendo que la huelga general debe ser la base suprema de la lucha económica entre el Capital y el Trabajo, afirma la necesidad de propagar entre los trabajadores la idea que la abstención general de trabajo es el desafío a la burguesía imperante, cuando se demuestre la oportunidad de promoverla con posibilidades de éxito”. Esta afirmación, que con respecto a la noción actual es bastante original, está relacionada con el génesis del concepto de huelga, dándole un significado más activo y dirigido a la conciencia y al accionar de los trabajadores. Está estrechamente relacionada con una voluntad de acción llevada adelante por los mismos trabajadores sin esperar decisiones de dirigentes o Partidos Políticos. En nuestro sistema federalista, la decisión de ir a las huelgas o no, es potestad de las asambleas de trabajadores, que es el espacio de decisión colectiva donde todos se solidarizan entre sí, participan, debaten y aprenden a hacerse cargo de resolver su situación de forma conjunta. En los lugares de trabajo donde la asamblea decide, los delegados cumplen la función inversa que en el sistema centralista y vertical que describimos anteriormente, ya que estos deben ser voceros de lo que se decide en las asambleas para que los trabajadores no pierdan la capacidad de decisión sobre el conflicto en cuestión. La huelga, como medida de acción directa, debe ser el fruto de una organización previa, asamblearia y federativa de los trabajadores, siendo necesario mantenerla viva para contrarrestar cualquier avance de las patronales en los períodos de baja conflictividad y evitar futuras represalias.

Ahora bien, en la actualidad, en un sistema regido por un modelo sindical que no tiene relación con nuestro sistema federativo, y donde la libertad de asociación gremial es cercenada por el Estado, se nos presenta un problema en particular cuando alguno de los sindicatos existentes convoca a una huelga general a partir de los intereses antes mencionados. ¿Sirve realmente incluir un reclamo propio en este tipo de huelgas, en un lugar acotado dentro de todas las reivindicaciones que circulan, y que seguramente sea la de los sindicatos más poderosos la que más se escuche? Eso es relativo y dependerá del peso especifico de la Organización en la sociedad y la fuerza que tengan los trabajadores para hacerse oír en su lugar de trabajo. Lo que sí tenemos claro es que las huelgas, ademas de detener el proceso productivo o mercantil, abre espacios de debate, participación y decisión entre los trabajadores. Es tarea nuestra como activistas aprovechar cualquier instancia posible para hacer difusión de nuestras ideas, generar debate, decisión y conciencia solidaria entre nuestros hermanos de explotación. Es necesario aprovechar el momento para denunciar el papel de la dirigencia sindical, que convoca a huelga cuando les conviene, y denunciar la verdadera situación de los trabajadores, que muchas veces pasa desapercibida por el enfrentamiento entre los sectores de la burguesía. En concordancia con esto, manifestamos nuestra solidaridad con los trabajadores que en asambleas hayan decidido adherir a la huelga en cuestión, pero haciendo notar también que hay un problema de fondo que subyace, y es que la iniciativa de la huelga fue de la dirigencia sindical, y no de los trabajadores. La discusión no debería pasar por la disyuntiva entre acoplarse o no a una huelga, que igualmente se va a realizar por los medios verticales que se utilizaron para organizarla, sino en contrarrestar los motivos por los cuales no se realizan huelgas generales por fuera de estas estructuras sindicales; y buscando siempre que la huelga sea el resultado de una construcción colectiva, surgida de las necesidades de los trabajadores, y no de la conveniencia de los patrones del Sindicato.

Solo así, por medio de la solidaridad y la acción directa, podremos lograr que la política deje de robarnos la huelga y que la emancipación de los trabajadores sea obra de los trabajadores mismos.

 

FORA rojo y negro

Comunicado de IWW sobre la sublevación de Baltimore y la represión policial

Por: Trabajadores Industriales del Mundo (IWW) – rama general de Baltimore

Traducido por: la Confederación General del Trabajo – CGT (Catalunya – España)

IWW de Baltimore - huelga en contra de racismo

Este es un comunicado oficial de IWW Baltimore. Si tú o tu organización queréis apoyar esta declaración con vuestra firma, mandad un e-mail a baltimoreiww@gmail.com. Actualizaremos la lista de firmantes en la página de Facebook según nos vayan llegando las adhesiones.

 

Los abajo firmantes declaramos nuestra solidaridad con la lucha por la justicia en el caso de Freddie Gray y todas las demás víctimas de brutalidad policial. Mientras celebramos la noticia del 1 de mayo de que los seis agentes de policía responsables de la muerte de Freddie Gray serán acusados penalmente (que no se habría producido sin la resistencia masiva que se produjo en las calles de Baltimore y otras ciudades), debemos reconocer que este es sólo un pequeño paso hacia la solución de las causas subyacentes que provocaron esta injusticia. Mientras sigan existiendo la pobreza enquistada, el racismo institucional, la falta de oportunidades educativas y recreativas y una policía incontrolada y cada vez más militarizada, no habrá justicia ni seguridad para las personas de color y la clase obrera en general en Baltimore o en cualquier otro lugar. Creemos que estas causas deben ser abordadas tanto en las calles como en los centros de trabajo. Si los trabajadores, incluyendo los parados, no se unen en torno a estos asuntos cruciales, el movimiento obrero se convertirá en algo irrelevante.

En cuanto a la situación inmediata en Baltimore, los abajo firmantes compartimos las siguientes reivindicaciones:

– Cese inmediato del toque de queda y el “estado de emergencia”

– Retirada inmediata de la Guardia Nacional, la policía del estado y otras fuerzas de ocupación

– Liberación inmediata de todas las personas arrestadas a causa de la sublevación de Baltimore y restablecimiento del habeas corpus

– Amnistía total para todos los arrestados por las protestas de Freddie Gray, incluyendo a los miembros de IWW arrestados por desobedecer pacíficamente el toque de queda el 1 de mayo

– Compensación adecuada para los manifestantes heridos a causa de las actuaciones policiales, incluyendo un miembro de IWW que recibió lesiones visibles al ser golpeado por la policía en el momento de su arresto.

Hacemos un llamamiento al Departamento de Policía de Baltimore, al Departamento de Seguridad Pública y Servicios Correctivos de Maryland, a la alcaldesa de Baltimore Stephanie Rawlings-Blake y al gobernador de Maryland Larry Hogan para que cumplan con estas demandas inmediatamente.

¡Si nos tocan a uno, nos tocan a todos!

Solidariamente,

IWW-Baltimore, rama general

logo del IWW

 

 

Lista completa de adhesiones: https://www.facebook.com/pages/IWW-Baltimore/97451807925?fref=ts

“El Picket Sign” canción por El Teatro Campesino, 1965

Luis Valdez del Teatro Campesino con pancartas del NFWA

Esta semana tenemos una canción del disco Rolas de Aztlán 

“El Picket Sign”

El Teatro Campesino (Luis Valdez, Agustin Lira, Felipe Cantu, Daniel Valdez, Lori Huerta, Doug Rippey, Joe Otero) de Broadside Ballads, Vol. 4 EP, 1967

Una de las canciones más populares para las huelgas, “El Picket Sign” ha continuado siendo utilizada en las protestas muchos años después de la huelga de uva de 1965, y fue una de las favoritas de los grupos del movimiento. Una adaptación de la cumbia internacionalmente popular “Se va el caimán”, la canción utiliza su lírica pegadiza para reclutar a los oyentes a la causa de los trabajadores agrícolas, especialmente a través de sus versos picantes, los dobles sentidos sugerentes. Aunque no es conocido como un cantante, director del Teatro Campesino y cofundador, Luis Valdez, se escucha aquí prominentemente, ya que fue durante las reuniones del movimiento y, por supuesto, los piquetes de la United Farm Workers (UFW) – “Unión de Campesinos.”

(con traducción en inglés)

 

La Huelga - El Teatro Campesino

Desde Tejas a California (From Texas to California)

Campesinos están luchando. (Farm workers are struggling.)

¡Los rancheros a llore y llore (The ranchers, crying and crying)

De huelga ya están bien pandos! (The strike has made them spineless!)

 

(Estribillo)

El picket sign, el picket sign, (The picket sign, the picket sign)

Lo llevo por todo el día. (I carry it all day.)

El picket sign, el picket sign, (The picket sign, the picket sign)

Conmigo toda la vida. (With me all my life.)

 

Ya tenemos más del año (We’ve spent most of the year)

Peleando con esta huelga. (Fighting this strike.)

Un ranchero ya murió, (One rancher already died,)

Y el otro ya se hizo abuela. (Another turned into a coward.)

 

Un primo que tengo yo, (A cousin of mine)

Andaba regando ditches. (Was irrigating the ditches)

Un día con Pagarulo, (One day with Pagarulo)

Otro con Zanavaviches. (Another day with Zanavaviches.)

 

Me dicen que soy muy necio, (They tell me I am mean,)

Gritón y alborota pueblos. (A loud mouth, and rabble rouser.)

Pero Juárez fue mi tío, (But Juarez was my uncle)

Y Zapata fue mi suegro. (And Zapata was my father-in-law.)

 

Y ahora ando organizando, (And now I go around organizing)

La raza en todos los files. (The people in all the fields.)

Y muchos siguen comiendo, (And many people are still eating)

Tortillas con puros chiles. (Only tortillas with chiles.)

 

Hay muchos que no comprenden, (There are many who do not understand)

Aunque uno les da consejos. (Even though it is explained to them.)

La huelga es un bien pa’ todos, (The strike is good for everyone,)

Pero unos se hacen pendejos. (But some act like idiots.)

 

(una versión de la canción)

 

(la página sobre Rolas de Aztlán – en inglés)

http://www.folkways.si.edu/rolas-de-aztlan-songs-of-the-chicano-movement/american-folk-latin/music/album/smithsonian

 

(la página actual de la UFW – en español)

http://www.ufw.org/_page.php?menu=research&inc=history/sp/02.html

El Teatro Campesino

Paro General en Argentina marzo de 2015

Esta semana les presentamos una comunicado de la Federación Obrera Regional Argentina sobre la huelga general de todos los trabajadores de transito publico que ocurrió en Buenos Aires en marzo.

***FORA 2011

POSICIÓN DE LA SOCIEDAD DE RESISTENCIA OFICIOS VARIOS CAPITAL FRENTE AL PARO GENERAL DEL MARTES 31 DE MARZO DE 2015

Frente al aumento de la precarización de nuestras vidas, ¡acción directa ya! La Sociedad de Resistencia Oficios Varios Capital adherida a la FORA-AIT denuncia la utilización de nuestras necesidades con fines políticos. No habiendo sido una medida decidida a través de asambleas de trabajadores/as, no nos sorprende la obvia intención de los dirigentes del movimiento obrero de utilizar este paro general como censo y reflejo de las próximas elecciones. Evidentemente, la falta de un movimiento obrero revolucionario y anti-autoritario hace que quedemos en medio de disputas burguesas, a merced de la clase patronal. El aumento de la precarización laboral es también consecuencia de esto, ya que no hay respuestas colectivas a los abusos e injusticias que se cometen con nosotros/as a diario. El trabajo en negro o la tercerización hacen que tengamos sueldos míseros, que no nos alcanzan y son cada vez más las familias que debemos arreglarnos con menos, siendo irrisorio para la gran mayoría hablar de Impuesto a las Ganancias, principal consigna que toman los burócratas sindicales para llamar al paro general. Esto no significa que no sea un reclamo justo (siempre y cuando sea discutido únicamente entre trabajadores/as, que no es el caso). Pero se habla del Impuesto a las Ganancias y se deja de lado la Absolución de los Petroleros de Las Heras, que están condenados a cadena perpetua por haber tomado medidas gremiales para luchar en contra del mismo; es indignante.

La necesidad de organizarnos es incuestionable. La precarización, vuelve aún más difícil nuestra organización, ya que estando en trabajos informales o por agencia, no se cumplen las mínimas garantías que podemos tener legalmente; disminuyendo aún más nuestra posibilidad de reclamar y protestar. Los/as trabajadores/as debemos soportar incesantes justificaciones de los patrones sobre los bajos sueldos, sobre la inestabilidad laboral, sobre la cantidad de horas que se trabajan, sobre paritarias anuales siempre devaluadas por la inflación. Nuestro día a día nos deja muy en claro hasta dónde ha avanzado la patronal y cómo esto ha empeorado nuestras condiciones. Cada día que pasa ganamos menos y por ende, tenemos menos posibilidades de desarrollarnos como individuos y como sociedad. Sumado a que en Argentina tenemos uno de los índices más altos de América Latina del Impuesto al Valor Agregado o I.V.A. (que es de un 21 %), no necesitamos ser economistas para comprender lo poco que valen nuestros sueldos, para comprender la oscilación de su valor y el estímulo constante a la desigualdad en el que se basa éste sistema económico. Que desempleados, jubilados, trabajadores precarios o empresarios, paguen el mismo I.V.A. es un ejemplo más que suficiente para verlo.

La Sociedad de Resistencia Oficios Varios Capital llama a los/as trabajadores/as a organizarse entre iguales, sin representantes, ni dirigentes de por medio que entorpezcan y retrocedan nuestras luchas. Nada harán ellos para cambiar nuestras condiciones, pues no son trabajadores. La acción directa es nuestra principal herramienta para frenar de una vez la precarización de nuestras vidas, para fomentar la desobediencia contra los patrones y contra los políticossindicalistas que les sirven, para que discutamos nosotros mismos cuáles son los problemas y decidamos cómo enfrentarnos a ellos, para que impongamos nosotros/as de una vez las condiciones que queremos tener.

¡Viva la acción directa! ¡Absolución a los Petroleros de Las Heras!

Sociedad de Resistencia Oficios Varios Capital

Adherida a la FORA-AIT